formularioHidden
formularioRDF
Login

Registra't

O si ho prefeiexes...

 

Panel Informació

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Al continuar con la navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Recursos > articulo

facetas

4 resultats
Los ciudadanos del siglo XXI arribamos a un nuevo milenio tras la culminación de una centuria marcada por el mayor y más veloz avance de la tecnología en toda la historia humana, así como por el ascenso de un nuevo bien de capital que se constituyó como el más fuerte e importante elemento de desarrollo en los países de economías avanzadas: la información.

La omnipresencia de este nuevo bien dio lugar a lo que se ha dado en llamar “sociedad de la información”. Es éste un concepto y calificativo de sobra impugnado y en exceso enaltecido que no puede pasarse por alto en toda reflexión sobre el fortalecimiento o el debilitamiento de los grupos sociales, constituidos como comunidades, como naciones o como sociedades.

La seguridad humana es quizá uno de los ámbitos donde más influye el buen o mal uso que se da a la tecnología. Por eso, en el contexto de cualquier consideración sobre seguridad humana el concepto de “sociedad de la información” debe ser un ítem importante para el análisis. Y es que, justamente, la mejor o peor caracterización que se dé con este calificativo a una sociedad expresa su mayor o menor desarrollo económico, político, social y cultural. No es gratuito que los países industrializados sean la punta de lanza en la instauración de esa llamada sociedad de la información; como tampoco lo es que hoy día se hayan establecido dos nuevos indicadores de análisis para la medición de las capacidades de conocimiento de una nación: la “alfabetización informática” y la “alfabetización informacional”.

En el trasfondo de toda esta concepción subyace el análisis comparativo sobre el grado de desarrollo tecnológico de las sociedades contemporáneas. En el fin del siglo XX y los albores del XXI, la informática se convirtió en la tecnología por excelencia que ha permitido el avance de las naciones desarrolladas, así como la imposición (llámese “globalización”) de su sistema económico.

La parafernalia cultural, política, educativa, social y económica que implica la aplicación de la informática en todos los órdenes de la vida planetaria ha dado lugar a la definición de lo que hoy conocemos como “Nuevas Tecnologías de la Información y la Comunicación” (NTIC). Esto implica la convergencia entre la comunicación telefónica y satelital, el desarrollo de redes de transmisión de datos, las computadoras (ordenadores) cada vez más sofisticadas, el software automatizador de procesos, el software de uso personal, la digitalización de la información, los potentes dispositivos de almacenamiento, la informatización de la edición y la creación de redes internacionales de transmisión de datos. Un completo y complejo entramado de ciencias, disciplinas, técnicas, metodologías, modelos y paradigmas que prefiguran, además, los principios conceptuales y operativos de lo que podría ser una futura “sociedad del conocimiento”.

En este contexto es claro, pues, que si se les utiliza socialmente, las Nuevas Tecnologías de la Información y la Comunicación (NTIC) pueden representar en su conjunto un instrumento para fortalecer la seguridad humana, tanto en el plano de los individuos como en el de las comunidades que ellos forman.

El hecho es que ya numerosas redes sociales fortalecen sus acciones mediante la utilización de estas tecnologías. Entre otras: importantes redes profesionales de la educación, redes de investigacion científica que optan por los movimientos de apertura del trabajo académico y redes de organizaciones de la sociedad civil que potencian sus acciones a través de la Internet. Sin contar con que son muchas de estas redes las que recientemente han desempeñado un papel fundamental en la presión sobre gobiernos tiránicos y grandes corporativos que intentan apropiarse de la riqueza colectiva.

He ahí algunos usos inteligentes y sociales de las tecnologías, que pueden extenderse hasta la acción social por la transformación del fundamento mismo de los actuales Estados y muchas de las instituciones públicas, cada vez más lejanas del ciudadano común.

Algunos ejemplos vivos de los frutos que cabría esperar de la adopción del enfoque socializador lo constituyen las experiencias de las administraciones autonómicas en España con el software libre, el considerable ahorro financiero de importantes universidades que utilizan plataformas abiertas para la educación a distancia y los innumerables éxitos administrativos y financieros en la gestión estatal convertida al uso de los códigos abiertos.

La conclusión es contundente: más allá de su defensa o negación, las llamadas NTIC debieran ser ampliamente difundidas desde el Estado mediante políticas públicas de desarrollo social y ser aprovechadas por principio en la educación, eje de la transformación y el desarrollo de las sociedades. Y siempre, siempre, siempre, hay que insistir en ello, con un propósito absolutamente social.



VIDEOCOMPLEMENTO
Breves reflexiones sobre el trasfondo de la globalización.



...

Compartit em 28.6.2011 per Miguel Angel Espinosa Mondragón

J. Carlos López Ardao (Universidad de Vigo) analiza el paso de un LMS (Learning Management System) a una red social en Educación: "[...] La diferencia quizá más importante en mi opinión entre ambas es que un LMS está organizado exclusivamente en torno a un conjunto de aulas virtuales (grupos en una red social) que, en este caso, son privadas, cerradas y sin interconexión entre ellas. Es decir, nos hallamos básicamente ante un conjunto de islas[...]"

...

Compartit em 31.12.2010 per Equipo GNOSS

Artículo publicado en Ar@cne (nº136. 1 de agosto de 2010) que presenta 'los resultados de una búsqueda de ranking de universidades españolas en Internet, su trasfondo metodológico y su enmarque en las iniciativas de excelencia del gobierno español'. Sus autores son: Karsten Krüger (Fundación Bosch i Gimpere.Universidad de Barcelona) y Alba Molas (Alba e.V) 


Fuente: U-Map: The European Classification of Higher Education Institutions.

En todos los ámbitos educativos y de investigación se ha puesto de moda elaborar rankings que evalúan y comparan la calidad de las instituciones o de los sistemas. Este hecho va acompañado, en muchos países como España, de una estrategia de promover universidades de excelencia nacionales, para que puedan competir en el concierto mundial de las universidades. Para las estrategias de excelencia, el concepto de la universidad mundial es vital; creando un punto de referencia para las políticas universitarias introduciendo el principio de mercado y la competición entre las universidades. Al mismo tiempo, se refuerza la posición de un determinado tipo de universidad: la de investigación intensiva. Rankings y iniciativas de excelencias, tal como están diseñados actualmente, están estrechamente ligados. Ambas estrategias forman parte del juego de poder en los sistemas universitarios, en el que se lucha por el prestigio científico y, sobre todo, por el acceso a los recursos. Está en juego una nueva distribución del poder entre los científicos, los departamentos, las  facultades y las universidades a diferentes niveles. 

...

Publicat em 10.11.2010 per Ana Moreno

Categories:

¿Qué es el bachiller a distancia? (Universia.net)

"El bachillerato a distancia se orienta fundamentalmente a adultos que por diferentes motivos no concluyeron sus estudios y ahora quieren retomarlos. Sin embargo, volver al instituto para cursar la modalidad presencial del bachillerato supone compartir aula con compañeros muy jóvenes entre los que algunos adultos pueden verse fuera de lugar o desplazados. Si a esto le unimos la necesidad de asistir diariamente a clase o los herméticos horarios de los centros, el bachillerato presencial puede resultar incompatible con el desarrollo normal de la vida personal y profesional de estas personas."

La página educativa universia.net ofrece este artículo sobre el bachiller a distancia para personas adultas o bien para aquellas personas que no puedan acudir a clase. Aquí se puede encontrar la forma de matrícularse, lugares, y también el uso de las nuevas tecnologías para superar el Bachillerato.

 

Para obtener más recursos educativos y materiales didácticos consulta la base de recursos de la comunidad Didactalia: materiales didácticos de calidad.

Este recurso fué publicado originalmente en la comunidad Didactalia: material educativo.

...

Publicat em 23.12.2009 per Equipo GNOSS