formularioHidden
formularioRDF
Login

Regístrate

O si lo prefieres...

 

Panel Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Al continuar con la navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

¿Qué puedo hacer?

Compartido Kilian CD Por Kilian CD

Acerca de este recurso...

Reproducciones 101

Valoración 0 Me gusta No me gusta

Dimitri Christakis, experto mundial en el efecto pantalla en los niños pequeños, argumenta, con mucha gracia, que los contenidos rápidos de la pantalla (cambios abruptos de escena, luces intermitentes, ruidos, etc.) que se ven hasta en contenidos muy infantiles, como Pocoyo o Baby Einstein, condicionan a nuestros hijos a unos ritmos extremadamente rápidos. Consecuentemente, la vida cotidiana les parece muy aburrida, lo que les provoca nerviosismo, hiperactividad y ansiedad. Esa es la razón por la cual muchos padres se quejan de que sus hijos "no pueden estarse quietos".

Este recurso fué publicado originalmente en la comunidad La otra escuela: innovación educativa.

Categorías:

Se respeta la licencia original del recurso.

0 comentarios

¿Quieres comentar? Regístrate o inicia sesión